Atresmedia. Resultados 3T 2018

  • Sigue confirmandose la tendencia de la inversión publicitaria. Internet aumenta un 12,8% su participación en el total y gana la partida a las TV en las que se reduce un -1,3%
  • Atresmedia al estar peor adaptada a las dificultades que su competidor Mediaset, sufre más las consecuencias.
  • En el 3T 2018 reduce ingresos (-1%), reduce márgenes (pasa del 18% al 14,7%) reduce beneficios (-16,8%) y aumenta deuda y con ella los gastos financieros.
  • Las circunstancias del mercado solo le dejan una opción a Atresmedia: seguir el camino del descenso. Al estar peor adaptada a las crisis que Mediaset su descenso será mayor.

En el 3T de 2018 se confirma de nuevo la tendencia del mercado publicitario español. Mientras el mercado publicitario total crece un 0,6% en los nueve meses transcurridos, respecto al 3T 2017, el mercado publicitario de las TV se reduce hasta un -1,3%.

El resto de medios publicitarios evoluciona de forma dispar, pero es evidente que internet está ganando la partida y el proceso es irreversible:

Televisión -1,3%

Radio +3,4%

Internet +12,8%

Diarios -6,1%

Revistas -5,4%

Publicidad exterior +0,9%

Dominicales -8,4%

Cine +4,0%

La cuota de mercado de Atresmedia se va reduciendo y en los nueve meses transcurridos, queda en el 40,9% mientras en periodos anteriores mantenía un 41-43%. Por otra parte en el tercer trimestre la cuota es del 39,2%. Es decir que además de que se reduce el mercado total, Atresmedia pierde cuota en favor de su competidor y en el último trimestre la pérdida es mayor, por lo tanto la tendencia a la baja, va aumentando

La producción propia en Atresmedia está en el 78,4% en los canales principales (Antena 3 y sexta)  y en el 21,5% en el resto de cadenas. Mediaset mantiene niveles muy superiores en el entorno del 95% las principales y 25-30% el resto. Esta circunstancia provoca que Atresmedia controle menos los costes y al aumentar la competencia con Mediaset debido al estrechamiento del mercado, sus resultados sufren más, de forma que, con una reducción de ingresos del 1%, el beneficio neto se ha reducido un 16,8% en los nueve meses, respecto al 3T 2017 en que quedaron prácticamente igual a los del 3T 2016.

La audiencia prácticamente se mantiene, con ligeros descensos y está algo por debajo de su competidor.

Si juntamos todas las circunstancias, vemos que la inversión publicitaria en TV baja en el total del mercado un -1,3% que Atresmedia pierde cuota y recibe menos de la proporción de ingresos que recibía y los reduce un 1%, que no puede controlar tanto como su competidor los costes por depender más de la producción ajena, que el margen de explotación que estaba en el 18% en 2017, se reduce hasta el 14,7 en el 3T 2018 y por otra parte, aunque el dinero en caja ha aumentado desde los 25M€ que tenía en el 3T 2017 hasta los 105,8M€ que tiene ahora y  la deuda neta disminuye, la deuda bruta por la que paga intereses ha aumentado en 40,2M€ y en el 3T 2018 los gastos financieros han aumentado hasta los -3,5M€, desde los 1,9M€ que tuvo en el 3T 2017.

Todas estas circunstancias generan un coctel que convierte la inversión en TV en muy peligrosa y la cotización en consecuencia, no para de reducirse. Entre las dos cadenas, Atresmedia lo tiene más difícil porque puede controlar menos sus costes y aunque de momento mantengo el precio objetivo en 5,0€/Acc y bajo un punto el PER hasta 9, cuando el ciclo de señales de que vamos a entrar en crisis, la cotización caerá de forma muy significativa y podría llegar a niveles muy muy bajos (las dos veces muy no es un error). A corto plazo, aunque las previsiones de crecimiento de la economía no son malas, el ciclo difícilmente generará mayor crecimiento que el actual, eso deja a  la cotización de Atresmedia (y aunque menos, también de Mediaset) un solo camino para recorrer y es hacia abajo.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario