Nicolás Correa. Estudio Base

  • Nicolás Correa es un grupo de pequeño tamaño que fabrica máquinas fresadoras y obtiene unos ingresos de unos 70-75M€ anuales.
  • El sector es cíclico con matices y hay mucha competencia.
  • La ventaja competitiva en el sector la obtiene la empresa que tenga una buena red comercial y un buen servicio post-venta. Hace falta tamaño para esto y GNC no lo tiene. No obstante ahora puede defenderse bien y el futuro puede traer sorpresas.

El Grupo Nicolás Correa (GNC) es una empresa de pequeñas dimensiones que tiene unos ingresos anuales de 72M€ y fabrica máquinas de fresado para diversos sectores industriales que las utilizan en sus procesos productivos. Las máquinas se fabrican en sus centros de producción en España y se comercializan en gran parte del mundo a través de su red de distribución y servicio técnico.

Las máquinas que fabrican las empresas competidoras son similares y todas fabrican en centros de producción alejados del cliente.

El sector es cíclico y durante la crisis del 2008 GNC ha tenido muchos problemas. Una vez sus clientes se han recuperado de la crisis, han ido invirtiendo en maquinaria y en consecuencia, unos años más tarde, GNC se ha recuperado. Es a partir de 2014 cuando GNC, previa reestructuración, entra de nuevo en beneficios y va reduciendo su elevada deuda que pasa de 24,5M€ brutos que tenía entre 2009 y 2013 hasta los 7-8M€ de deuda bruta actual.

No obstante hay que tener en cuenta que la crisis del 2008 afectó a todo el mundo. En el caso de crisis en algunas regiones, GNC podría diluir los efectos del ciclo vendiendo en otros mercados que no estén afectados por la crisis o lo estén menos. No obstante su mercado principal en estos momentos es Europa (65% de las ventas), pero tiene delegaciones propias en China y EE.UU. que son muy importantes para crecer y para diluir el ciclo.

GNC fabrica máquinas de gran tamaño en su fábrica principal situada en Burgos y en esta fábrica obtiene el 65% de sus ingresos, trabajando con márgenes de BAI del 3-4%. El 20% de los ingresos lo obtiene de la fábrica de Hypatia en la tiene una participación del 94% y en ella fabrica y vende maquinaria de menor tamaño y obtiene márgenes de BAI del 12%. Estas dos fábricas son las que en 2018 le han dado el crecimiento total del 23%, aportando el 25% y el 39% respectivamente.

De menos tamaño está GNC Calderería de la que tiene una participación del 90% y fabrica carenados y otros productos de mecano-soldado y GNC Electrónica participada en el 88% y en ella fabrica componentes electrónicos para las maquinas. Aportan el resto de los ingresos con márgenes de BAI del 7-12% y tienen poco o nulo crecimiento. Ambas venden en buena medida internamente al grupo, pero también venden a otros clientes externos.

Todas las empresas en general, cuando más pedidos contratan más pueden producir, pero en estas empresas de pequeño tamaño como GNC, puede haber variaciones importantes en función de que, simplemente en una feria determinada se contrate más o menos.

En 2018 GNC ha aumentado la producción un 23% respecto al 2017 y esto ha provocado un aumento en el margen de explotación que ha pasado del 5,1% en 2017 al 10,5% en 2018. El margen de beneficios sobre ventas ha pasado del 3,8% en 2017 al 10,9% en 2018 obteniendo un crecimiento del  250% y el ROE pasa del 5,7% al 16,6%.

No son cifras normales las obtenidas por GNC en 2018. Los competidores trabajan con márgenes de explotación del 6-8% y beneficio neto sobre ventas del 4-5%. El ROE depende de la estructura de su capital. El crecimiento de las ventas en las empresas más grandes del sector está en niveles aproximados del 10% anual, siendo muy irregular en las empresas más pequeñas similares en tamaño a GNC. Lo mismo sucede con el crecimiento de los beneficios que en las grandes viene siendo del 12-20%, mientras en las pequeñas oscilan entre el 10% y el -57%.

En el sector de GNC es vital tener una buena red comercial pues es un producto poco repetitivo y los centros de producción están muy alejados del cliente. Por otra parte, si tenemos en cuenta que las máquinas vendidas pasan a formar parte del proceso de producción del cliente, la calidad es imprescindible, pero el servicio técnico postventa es fundamental para que el cliente no sufra interrupciones en su proceso de producción.

Hermle es una empresa del sector con ventaja competitiva. Tiene unos ingresos de 450M€ y trabaja habitualmente con márgenes de explotación del 25% superando en 15 puntos a la mayoría del sector y obtiene un beneficio neto sobre ventas del 18-19%. Resulta sorprendente que en una empresa industrial su deuda bruta sea cero y su circulante genere excedentes de efectivo. Esta empresa es buena referencia para saber dónde está la clave para obtener beneficios en el sector. Hermle tiene una red comercial y de postventa en 50 países de los cinco continentes y tiene 24 delegaciones propias donde vende y ofrece servicio técnico post-venta a sus clientes. Además tiene otras 34 delegaciones a través de distribuidores externos que venden y dan servicio técnico post-venta. En total Hermle tiene 58 puntos de venta y servicio post-venta de los que el 41% es propio, repartidos por los cinco continentes.

La ventaja competitiva en el sector la tiene la empresa que tenga una buena red comercial y un buen servicio postventa.

Por su parte GNC mantiene oficinas comerciales propias en Alemania, China y EE.UU. y tiene distribuidores en otros 30 países, la mayoría de los cuales están concentrados en Europa donde obtiene el 65% de las ventas (10-20% en España). El restante 35% lo obtiene en China y EE.UU. y su zona de influencia.

En China tiene una participación del 45% en GNC Machine Tools y en EE.UU. una participación en Tiger Machinery Pats del 49%. En Alemania tiene una filial comercial.

La red de GNC está formada por 12 delegaciones propias de venta, en las que 5 tienen servicio técnico post-venta. Además tiene 36 oficinas de distribuidores en las que 32 ofrecen servicio técnico post-venta. En total GNC tiene 48 puntos de venta de los cuales 37 dan servicio post-venta. Las oficinas propias de ventas representan el 25% del total y en el servicio técnico post-venta propio solo el 12%.

Se ve claramente porqué Hermle obtiene márgenes superiores a sus competidores y porqué GNC posiblemente no podrá igualar nunca sus cifras. Una red comercial y de post-venta como la de Hermle requiere años y tamaño, independientemente de la calidad y buen servicio que son básicos. No obstante Nicolás Correa puede defenderse en su sector y obtener resultados y crecimientos normales, creciendo lo que crezca la economía y sufriendo las crisis, aunque normalmente no será tanto como lo hizo en la de 2008. Por otra parte, puede tener en momentos puntuales crecimientos mayores o menores que la economía, dependiendo de los resultados de las ventas en las ferias y su red porque, al tener poco tamaño, cualquier venta fuera de lo normal, cambiará significativamente sus márgenes y resultados.

Es buena empresa para invertir con el ciclo y para momentos puntuales dependiendo de las ventas que se vayan contratando. La cartera a finales de 2018 es un 16,5% superior a la que tenía en 2017, pero es una cartera de poca duración y la producción anual depende en buena medida de las contrataciones que se van haciendo en el año.

Como el año 2018 fue excepcional preveo un desempeño ligeramente menor en el BPA que en 2018 y un PER 10 al estar el ciclo en una fase que, aunque no se entre en crisis, las posibilidades de crecimiento significativo de la economía son escasas.

El BPA previsto es de 0,45€/Acc (0,64€/Acc en 2018 y 0,18€/Acc en 2017) que a PER 10 llevaría la cotización a los 4,5€/Acc que coincide aproximadamente con el obtenido por flujos de 4,8€/Acc.

Hay una circunstancia que ahora no es relevante, pero podría serlo en el futuro, de hecho es el motivo por el que ahora he analizado y seguiré la evolución de Nicolás Correa. Con la tecnología 5G se están haciendo muchas especulaciones y dicen que hasta los cirujanos podrán operar a distancia. Todos los inversores quieren subirse al 5G mediante la inversión en empresas implicadas directamente, pero estas empresas que fabrican en un punto y venden y dan soporte técnico a gran distancia de los centros de producción, tal vez podrían verse beneficiadas con el 5G si son capaces de aprovechar las nuevas tecnologías. La ventaja competitiva de tener un gran número de delegaciones repartidas por todo el mundo, podría verse diluida y podría beneficiar al primero que aproveche el 5G porque podría ampliar y potenciar su red comercial y de soporte técnico sin apenas costes adicionales. Esto podría provocar un efecto rápido y explosivo en sus resultados. Ya veremos.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario